Canción del terruño

Con la nostalgia de mis tantos años, dedico este sencillo opúsculo a toda mi adorada familia buscando más el perdón para mis desaciertos que los halagos de la publicidad. Escribir un verso es darle al corazón la oportunidad  de sus manifestaciones nobles.

Emiro Antonio Arévalo Claro

 

 

HOMENAJE

Por Josefina Arévalo Claro

A pesar de mis escasos conocimientos sobre poesía colombiana, comparo los versos de mi padre con los del  poeta: Guillermo Valencia de quien leí varios de sus poemas, escritos en laminas de mármol en la pared de su casa, en su ciudad natal, Popayán

A muchos de los personajes  a quienes  él  dedicó versos, no los conocí, pero desde el momento que me dediqué a leer y  recopilar nuevamente sus escritos, siento que ya forman parte de mi historia. 

Para  mi papá, el escribir un poema, un soneto o un acróstico era tan importante, que este  momento se convertía en un ritual especial  al que nadie tenia acceso, solo él y su sentimiento, por eso, las personas merecedoras de sus versos fueron privilegiadas, y muy significativas en su vida.

Cuando se recorren una y otra vez las páginas de Canción del Terruño, se advierte que nada tan preciso como el nombre,  para este poemario, ya que se percata  cada vez más  el aroma de la tierra, el calor  de la familia y la lealtad por los amigos.

Los adjetivos que utiliza en todos sus escritos son muy  acertados porque al  hablar de Colombia, de América, de  La Playa y hasta de la palma de vino, que creo debe haber mucho playero que no se ha percatado de la presencia de ésta al lado de la carretera en el paseo tradicional a los estoraques,  se siente el amor a patria.

Su familia fue motivo preferencial para su inspiración, en especial sus nietos a quien adoró con el alma, sin dejar por fuera a su adorada Clara, su Madre, sus hermanos y sus hijas.

Nada tan premonitorio como sus palabras dedicadas en mis quince años   ¨No te muevan las falsas ilusiones aunque tengas el alma adolorida¨.  Pero... personalmente me estremece su soneto NOSTALGIA, que es como su despedida de este mundo después del deber cumplido.

Han pasado varios años de su ausencia, pero cada vez lo siento más cerca de mi corazón.

 
CANCIÓN DEL TERRUÑO
CONTENIDO:

 

1. PRESENTACIÓN

América
A la Playa de Belén
La novia de los mares
 
La palma de vino


2. AÑORANZAS

Día de las madres
La Playa
Mi padre jugador

Para el mártir del hogar
Setenta años
Un Centenario

3. FAMILIARES

Agrípina
Amor a mi familia 
Josefina
Diana

Felicidades Pipe
Honor a la madres
María Carolina
Marisol
Mis padres y yo
Nostalgia
Ramón Romelia

Stella
Una familia maravillosa
Zoila

4. EXALTACIÓN

Colegio  "Fray José María Arévalo"
Fray Campo Elías Claro
In memoriam
(Manuel Jesús Claro)

Ismael

La Virgen María
Mi hermano sacerdote
Plegaria

5. AMISTAD 

Bodas de Oro
La casita encantada
Lívida

Marlene  
Margarita

Nury Oneida  
Urente

6. OCASIÓN

Súplica  

Filosofía barata

PERFIL